Spliternet: en unos años, internet estará dividido

Hasta ahora, internet ha sido un lugar donde todas las personas pueden acceder libremente, y aunque esto ha significado un paso enorme hacia la ruptura de limitaciones de tiempo y espacio, también podemos ver que tiene sus contras.

No falta quien utilice esta libertad irresponsablemente para su propio beneficio, y lo hemos visto en muchísimas situaciones alrededor del mundo.

Desde los virus que durante los inicios del internet han intentado robar datos de los usuarios, hasta ventas ilegales y organización de movimientos para derrocar un gobierno. Esto es lo que podemos encontrar en lo más oscuro de internet.

En los últimos años, otra venda en nuestros ojos se ha caído, con las noticias de que nuestro anonimato no es tan secreto como creíamos, enterándonos de todo el negocio entre las empresas y las redes sociales donde la información personal de los usuarios es la mercancía.

El internet ha dejado de ser el lugar donde consultamos todo tipo de información y se ha transformado en un sitio de diversas actividades cotidianas que eventualmente impactan en el mundo real. Pues ya nos permite comunicarnos eficientemente, educar y capacitar, comercializar, expresarnos, participar y mucho más.

LEER
Apple tiene un nuevo problema: el monopolio de su App Store

Un ecosistema propio

Gracias a los algoritmos y la inteligencia artificial, internet ha cobrado vida por sí misma, realizando funciones e interactuando con las personas automáticamente y con el mínimo de atención de los desarrolladores o gestores.

Debido a la inmensidad del asunto, las leyes y los procedimientos están evolucionando rápidamente para que existan límites, regulaciones y garantías incluso en el mundo digital del internet.

El impacto del internet negativo en el mundo real ha sido tal que se están tomando medidas cada vez más restrictivas. Aunque estas medidas deberán de ser bien pensadas y estratégicas, para no repetir los sucesos en Egipto hace unos años, donde el gobierno decidió simplemente limitar el acceso de internet a los ciudadanos, causando toda una revuelta civil.

Y la solución parece que la están encontrando en la balcanización del internet, es decir, dividir el internet en pequeñas redes locales para separarlas del internet mundial.

¿Qué significa “balcanización” y cómo será aplicado a internet?

Originalmente el término «balcanización» se usa para temas geopolíticas, y es el nombre de un proceso de división de una región en partes más pequeñas.

Este proceso se llevaba a cabo generalmente cuando en dicha región había partes que no podían convivir juntas, ya sea por falta de deseo de cooperar o directamente por ser contrapartes hostiles.

LEER
Como grabar las llamadas desde un iPhone

Estos países no siempre compartieron estas aguas pacíficamente, y eso lo demuestra la guerra de los Balcanes a principios del siglo XX, entre otros conflictos como las guerras yugoslavas.

Desde entonces, la palabra balcanización también ha sido usada como sinónimo de división o separación dentro de un mismo territorio o cultura por situaciones conflictivas.

Actualmente este término ha llegado a internet para describir los planes de separación y asilamiento, pero no deja de ser un tema geopolítico, pues esta separación pretende aislar el internet de una nación de la red mundial que nos une a todos.

Medidas internacionales

Sin embargo, no todos están de acuerdo con esta decisión, tal es el caso del Foro Económico Mundial (FEM) que prefiere llamarlo «amenaza» debido a que esta desconexión podría poner en peligro la economía global, especialmente en una era donde todos debemos estar más conectados que nunca para avanzar.

Sin embargo, la balcanización de internet no es un tema nada nuevo, de hecho, hay algunos países que ya han segregado internet imponiendo un fuerte control por parte de sus gobiernos.

Para ello, limitan los puntos de acceso a internet (ISP) para los usuarios de dicha nación, y para los usuarios del resto del mundo, las limitaciones son tanto de acceso como de salida.

LEER
Visita perfiles profesionales sin dejar huella

Esto se ha logrado gracias a que los gobiernos de estos países han tomado el control absoluto de los proveedores de servicios de internet, ordenándoles que restrinjan el acceso a diversos sitios web marcándolos como prohibidos dentro de ese territorio.

 

El famoso caso de Corea del Norte y sus restricciones en internet

Este país es bien conocido por la dictadura tan fuerte que viven sus ciudadanos, encerrándolos en una burbuja donde el tiempo transcurre lentamente, y el internet no se ha escapado tampoco.

Internet existe en el país surcoreano, pero solo se puede acceder con autorización expedida por el gobierno, ya que su uso se limita para estos fines, así como de investigación científica.

A pesar de que el país cuenta con tecnología de banda ancha y fibra óptica que puede alcanzar los 2.5 Gb, para el público en general y algunas instituciones, el internet se distribuye a través de una conexión intranet nacional llamada Kwangmyong.

Kwangmyong existe desde el año 2000, debido a que funciona muy aparte del internet mundial, este cuenta su propio DNS para asignar nombres de dominio.

Eventualmente no pueden tener acceso a motores de búsqueda famosos como Google o Bing para llegar a sitios web alrededor del mundo, para acceder a un sitio web permitido por la dictadura, solo pueden acceder ingresando la URL específica o una IP.

LEER
¿Y si aplicamos IA a las resonancias magnéticas?

Los ciudadanos norcoreanos no pueden acceder al internet mundial, redes sociales u otras fuentes de información que procedan del extranjero, del mismo modo, tratan de evitar en lo posible que se fugue información del país, es decir, nada entra y nada sale.

Para esto, el país cuenta con su propio servicio de noticias nacionales, una sola red social y servicio de e-mail, se puede acceder a información de algunas universidades, agencias e instituciones de gobierno, biblioteca electrónica, algunas tiendas locales, entre otras pocas opciones proporcionados por el gobierno.

El nacionalismo, uno de los males que amenaza la libertad en internet

Como vimos, en Corea del Norte el nacionalismo se respira cada día y cada minuto en sus ciudadanos, forzados (sin que se den cuenta) a glorificar a sus gobernantes como si se tratasen de dioses o deidades, con entusiasmo y alegría.

No resulta extraño que para estos gobiernos, internet, que se ha mostrado como la solución absoluta de conexión mundial, sea visto como un contratiempo.

A continuación hablaremos de otra serie de paises que viven un nacionalismo de manera agresiva, aunque sin llegar al nivel de Corea del Norte.

Y aunque no amuralla su internet, si regulan los contenidos que se visualizan para proteger intereses del gobierno, privados o morales, como eliminar contenido dañino para los usuarios.

LEER
Cosas que debes saber antes de regalar un drone

Irán

Este país también ha vivido la balcanización del internet desde hace ya varios años, e incluso vivió un castigo donde apagaron el internet debido a protestas por el aumento del precio de la gasolina apenas este 2019.

Pero las cosas fueron empeorando al revelar una carta a empresas y organizaciones donde se cuestionaban qué tan indispensable era internet. Como dando a entender que en un futuro no muy lejano, solamente algunas funciones vitales del internet estarán disponibles.

Se dice, aunque no a ciencia cierta, que posiblemente Irán sufra aún más la balcanización, donde posiblemente haya una lista blanca de algunos sitios web a los que los ciudadanos podrán tener acceso, y desde luego, una larga lista negra.

China

Aunque ahora es incierto, los conocedores del tema ya están viendo en el horizonte una posible división de internet, donde se bloquee principalmente servicios y sitios estadounidenses, posiblemente como una respuesta a los castigos que el gobierno de Trump ha impuesto duramente al país asiático.

En un país donde la tecnología está en su mejor momento, y donde incluso la desmonetización es un hecho, China podría estar lista para un gran movimiento de balcanización donde no haya demasiadas consecuencias.

LEER
Historia de Sci-Hub: ciencia compartida gratuitamente

Mucho se habla del Gran Contrafuegos chino, que es como la Gran Muralla China de internet, donde el gobierno controle cómo sus ciudadanos navegan en internet filtrando el acceso a sitios globales, y principalmente los estadounidenses como Facebook, Google, Twitter y muchos más, esto incluye también las apps para dispositivos móviles.

Sin duda este es un fenómeno que deberemos seguir muy de cerca por el potencial impacto que pueda tener en el resto del mundo no solo negativamente, sino por todos los avances que puedan generar en China para convertirse en un país autosuficiente en términos de conectividad.